Imprimir esta página

Arturo Gallegos Nájera

Escrito por  Raúl Sendic García Estrada Jun 03, 2020

Partió a la eternidad José Arturo Gallegos Nájera, hace medio siglo, a la edad de 20 años, se incorporó al Partido de los Pobres (PDLP), primero como simpatizante del movimiento guerrillero que encabezaba el profesor Lucio Cabañas Barrientos, quien enfrentaba al Estado mexicano en la Sierra Madre del Sur, pasando a ser colaborador y después combatiente, confeccionó uniformes para la Brigada Campesina de Ajusticiamiento dado su oficio de sastre.

Arturo Gallegos, de origen calentano pero radicado en El Zapote, municipio de Coyuca de Benítez, su infancia la vivió en una condición de pobreza extrema, subsistiendo con lo mínimo indispensable, estudió solamente la educación primaria, subió a la sierra en 1970, iniciando su colaboración con el movimiento armado en medio de una de las siete ofensivas y operaciones militares que resistió el comandante Lucio Cabañas desde 1967 hasta 1974.

En 1972 participó en la fuga de Carmelo Cortés y Carlos Ceballos Loya del penal de Chilpancingo. En 1973, Gallegos participó en la Fundación de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), el jefe de esta organización armada, Carmelo Cortés Castro, le confiere altas responsabilidades en diversas operaciones militares. La militancia revolucionaria y el compromiso de Arturo Gallegos le llevaron a recibir en su domicilio a Lucio Cabañas y Carmelo Cortés, donde les dio refugio en los momentos más álgidos de la represión.

En la primera mitad de la década de 1970, el señor Petronilo Castro, suegro de Arturo Gallegos, lo contacta con el movimiento guerrillero; en 1972 don Petronilo Castro fue detenido y desde ese tiempo se encuentra desaparecido, tomado prisionero junto con su hijo Guadalupe Castro Molina, por el temible comandante de la Policía Judicial del Estado, Wilfrido Castro Contreras.

En 1975 el Estado mexicano desapareció a Eleazar y Fabiola Castro Molina, hijos de don Petronilo y en 1977 fue desaparecido su yerno, Daniel Martínez Garcia.

En 1973, Arturo Gallegos se unió a Carmelo Cortés Castro y Aurora de la Paz Navarro del Campo, para fundar la guerrilla urbana Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) en Acapulco.

Arturo Gallegos, el sastre que diseñó la Bandera de la FAR, quien participa en el Frente Nacional contra la Represión, con la señora Rosario Ibarra de Piedra, y quien a partir de la reunión de 13 sobrevivientes de los movimientos armados en la Biblioteca Central Zona Sur de la Universidad Autónoma de Guerrero, un 16 de septiembre del año 2000, se decide a escribir sus testimonios como militante clandestino, desaparecido y preso político.

Sus testimonios quedarán plasmados también en el documental La guerrilla y la esperanza: Lucio Cabañas, de Gerardo Tort.

En 2004 se publica el primer libro de Arturo Gallegos La guerrilla en Guerrero, un texto testimonial, que por episodios se centra en su participación en las FAR y la vinculación de algunos de sus miembros con el Partido de los Pobres, dando detalles de la formación y organización del grupo guerrillero, un trabajo, con anécdotas y recuerdos individuales y colectivos, que se construyen desde la memoria que conecta pasado y presente.

En La guerrilla en Guerrero escribió su experiencia como militante clandestino desde que conoció a Lucio Cabañas, su participación en las Fuerzas Armadas de Liberación (FAR), con Carmelo Cortés, una memoria, desde su participación como testigo-actor de estos acontecimientos, sin hacer apología alguna, pero sí recupera la memoria con el fin de pensar en el futuro de manera distinta, con un sentido social y esperanzador. A merced del enemigo, es el testimonio crudo y desgarrador del sufrimiento en la tortura, el martirio, la amenaza, el cuerpo desgarrado, los interrogatorios a que fue sometido.

Arturo Gallegos, en la cárcel clandestina de Acapulco a partir del 20 de septiembre de 1974, en la calle Perote de la colonia Progreso, el lugar de la Cámara de Tortura la calle Insurgentes en el fraccionamiento del mismo nombre, su confinamiento en la Base Aérea de Pie de la Cuesta, donde reconoce a varias personas que a la fecha se encuentran desaparecidas.

La última vez que nos reunimos con Arturo Gallegos, fue en la presentación del libro Los años heridos, historia de la guerrilla en México 1968-1985, de Fritz Glockner en el Fuerte de San Diego de Acapulco, platicamos sobre los archivos de la represión y el colectivo Hijos de la Tempestad, platicamos con Micaela Cabañas Ayala, hija del legendario Lucio Cabañas Barrientos, los periodistas y escritores Roberto Ramírez Bravo y Víctor Cardona Galindo.

Fue conocido dentro del movimiento guerrillero con los pseudónimos Edil, Juan Manuel, Saúl y Jorge Gómez Salas. n