En 31 años en Acapulco no había vivido situación tan difícil como esta, dice guía Foto: Ruben Vázquez Santiago

En 31 años en Acapulco no había vivido situación tan difícil como esta, dice guía

Escrito por  Abigail Perezcano Abr 22, 2020

“Ni tras el huracán Pauline se había sufrido la falta de turismo”


En 31 años como guía de turistas en Acapulco, Jorge Antonio Guerrero de la Cruz no había vivido una situación tan difícil como la que se vive actualmente a causa de la pandemia de Covid-19.

Ni tras el paso del huracán Pauline y el atentado de las Torres Gemelas el puerto había adolecido tanto la falta de turismo, expresó el también presidente de la Asociación de Guías Turísticos del Estado de Guerrero.

En entrevista, comentó que los 150 guías turísticos certificados en Acapulco, de los cuales 78 pertenecen a la asociación, han perdido su única fuente de ingresos por la emergencia sanitaria, por lo que han optado por trabajar en otros oficios como choferes de taxis.

Y es que reprochó que desde que inició la contingencia, el único apoyo que han recibido los guías turísticos de los gobiernos es una despensa.

“Ahorita varios compañeros se vieron en la necesidad de andar de taxistas, hay compañeras que andan trabajando en farmacias; o sea se ofrece uno para todo con tal de lograr algo... tengo 31 años de guía turístico nunca había visto una situación así y yo soy mucho de pensar que el turismo en muy cíclico; no basta recordar los 90s la Guerra del Golfo Pérsico, la caída de las Torres Gemelas, que en realidad adolecimos de falta de turismo, pero esto que nos pegó ahorita sí la verdad parece de película”, expresó.

Consideró que la recuperación económica de Acapulco, una vez que concluya la contingencia, también será más tardía; estimó entre seis meses y un año.

No obstante, fue optimista y recordó que el turismo nacional es muy fiel a Acapulco y que el destino se ha levantado de otras situaciones difíciles.

“El turismo es muy fiel y una de las cosas que tiene Acapulco es que nos hemos levantado de peores situaciones y eso yo lo puedo asegurar. Lo que sí va a dejar marca en el sentido de que vamos a tardar tiempo para recuperarnos, eso es lo que yo sí siento, de que vamos a volver a Acapulco a resurgir, nos hemos parado del Paulina, nos hemos parado de terremotos; sin embargo, aquí la cuestión es la unión de todos, trabajar todos por el mismo destino para que pueda salir adelante”. Guerrero de la Cruz apeló a la buena voluntad de los acapulqueños para echarle ganas en esta contingencia, unir esfuerzos y aprender de esta lección para corregir “mañas que traíamos antes”, es decir tratar mejor al turismo y ser más cordiales.